Archivo de la etiqueta: escuela confesional

Catecismo Social XXXII: Educación, Enseñanza y Liberalismo V

24 -También se dice que la educación en la fe no es necesariamente una escuela confesional y que la misma se debe limitar a la catequesis en la comunidad cristiana, dando a la escuela su estricto ámbito de instrucción y cultura.

La catequesis es misión sagrada de la Iglesia, a través de los sacerdotes y de los padres, así como de cualquier cristiano. Pero es propio de mentalidades raquíticas, partidarias de la «religión en las sacristías», negar que en todos los medios en donde se forman los hombres, la Iglesia, por encargo de Jesucristo, tiene el deber de enseñar su doctrina. La llamada «no presencia » de la Iglesia en la escuela, es una abdicación intolerable frente a unos niños que necesitan una educación integral. Y dividir la instrucción, la cultura, el arte, el deporte, con un divorcio total de la moral y de la fe, es «desencarnar» el Evangelio, es una evasión muy propia para aquellos que en definitiva socialmente se producen como ateos.

25 -La UNESCO ha planificado un modelo mundial de educación, en el que se inspiró la Ley de Educación de España …

Sí, conocemos este plan. Es muy acertado lo que el ilustre escritor don Julio Gil de Sagredo detecta como objetivos de la UNESCO. Hélos aquí: «Primer objetivo: La destrucción del concepto de Patria, bajo el camuflaje de una cultura mundial y recientemente de una Universidad Mundial, patrocinada por dicho Organismo Internacional (UNESCO) en su último Congreso de Bucarest. La cultura tiene dos vertientes. La vertiente de los valores espirituales en sus diversas manifestaciones lingüísticas, literarias, musicales, artísticas, y la vertiente de los valores científicos que brotan de leyes necesarias y uniformes y se manifiestan en el progreso mecánico, material. Hay una diferencia entre esas dos vertientes de cultura; que mientras las manifestaciones inmediatas del espíritu diversifican, las manifestaciones inmediatas de la ciencia uniforman: lo que diversifica, por tanto, a unas naciones de otras y constituye su propia personalidad, su propia idiosincrasia, es la cultura en su vertiente espiritual, por determinar la manera propia de ser de un pueblo. La UNESCO al programar su cultura mundial, trata de nivelar y allanar a todos los países bajo los patrones científicos, uniformes e iguales. Para ello pretende vaciar al concepto cultural de su contenido espiritual y rellenarlo de contenido material: en lo sucesivo todo servirá a esa idea, el conocimiento científico, las relaciones científicas, el desarrollo material, el progreso. Y de esta manera, sin decirlo, sin manifestarlo, pretende acabar con las Patrias, cuya raíz es la cultura espiritual que diferencia. Veis, pues, cómo hábilmente la UNESCO con la bandera desplegada de su cultura mundial, pretende acabar con los valores del espíritu, con el concepto Patria y propagar por todo el mundo su cultura material, laica y atea. (Para ampliación de este tema podéis consultar la obra de Huxley Propósitos y Filosofía de la UNESCO). Segundo objetivo: La destrucción de la familia, mediante la planificación. Podéis consultar la publicación de UNUSA World population. Tercer objetivo: La desintegración moral y social, a través de la sexualidad. Leed el libro de la UNESCO Hacia una comprensión mundial. Naturalmente, fomentado el desarrollo de los instintos sexuales, desaparecen las diferencias de razas y colores y formaríamos una Humanidad auténticamente animal: habríamos logrado la comprensión mundial. Cuarto objetivo: La mentalizacián. materialista a nivel universal. A través de una ideología evolucionista. Consultad el libro Apprendre á étre, de Edgar Faure, portavoz de la UNESCO. Pues bien, esa organización internacional, llamada UNESCO, que bajo la bandera de una cultura mundial, tiene como meta la destrucción de la Patria y de la familia y la desintegración moral de la sociedad, es la artífice de nuestra Ley General de Educación». Así se explica que la aplicación de los métodos y contenidos educacionales de la UNESCO, perviertan la infancia, la juventud y las Universidades con las ideologías más disolventes y anticristianas. Y este aquelarre de errores, mentiras, falsedades y deformaciones convierte en total subversión la vida individual, familiar, social, nacional e internacional. Los planes más siniestros de las sectas se actualizan a través de la UNESCO

1 Comentario

Archivado bajo Uncategorized