El Consiliario

San Eduardo III, Rey de Inglaterra, El Confesor* Los marxistas y las teologías de la Liberación afirman que Dios se hace historia. No. Dios es el Señor de la historia. Nada ocurre sin permitirlo Dios.

* Los del Nuevo Orden Mundial quieren que despreciemos la historia de nuestra patria. No la hay más hermosa. Lo que ellos quieren es una sociedad mundial asquerosa, sin Dios y sin leyes.

* Hay quienes niegan la creación de Dios porque todo viene de la evolución. Primero fue un chispazo, luego el mono y por último ellos, los monos evolucionados. Oiga, que lo ha oído un servidor.

* “Les arrancaré el corazón de piedra y les daré un corazón de carne para que sigan mis leyes” (Eclo. 11, 19-20). Tomen nota los señores eclesiásticos de la “autonomía de la conciencia”. Quién no cumple la Ley de Dios se condena eternamente en el infierno.