El Consiliario

Corazón de María, lleno de gracia, ruega por nosotros.

*

Vive tu fe católica. Confía absolutamente en Dios.

*

Reformar no es dar formas nuevas a viejos errores y herejías.

*

Tengo la impresión de que en muchas personas se trasluce la pureza, belleza y santidad de sus almas.

*

Dicen los diocesillos de este mundo, los “istas”, que la verdad no existe. Los animales tampoco conocen la verdad. Democracia pura.

*

Los ciudadanos despistados, tienen que entender que eso llamado Estado, lo encarnan cientos de miles de personajillos que viven de rechupete, de los impuestos del pueblo.

*

Dios nos ama infinitamente. Es nuestro Padre Celestial Dios es belleza infinita. El universo es un pálido reflejo de la belleza de Dios. En el Cielo sentiremos el amor infinito de nuestro Padre.

*

La religión es razonable. Sí, los católicos tenemos argumentos racionales para creer en Dios. El ateo no tiene verdaderas razones para negar la existencia de Dios.