El Consiliario

Corazón de María, paraíso de dulzura, ruega por nosotros

*

El demonio viene con temores y temblores.

*

Todos los acontecimientos están bajo el poder de la Providencia Divina.

*

Nadie tiene en mayor consideración a los homosexuales que la Iglesia. Son personas que están llamadas a la perfección cristiana.

*

El fruto prohibido del Paraíso era hermoso y sabroso. Hay un placer bueno. Otro deshonesto que lleva almas y cuerpos al infierno.

*

Cuando decimos: Venga a nosotros tu reino, lo que pedimos es que crezca nuestro deseo de que este reino llega nosotros y de que nosotros podamos reinar con Él, pues el reino de Dios vendrá ciertamente, lo queramos o no. (San Agustín)

*

“En aquellos días Esteban decía a la plebe, ancianos y a los letrados -¡Rebeldes, infieles de corazón y cerrados de oídos! Siempre resistir al Espíritu Santo, lo mismo que vuestros padres… recibiste la ley por mediación de ángeles y no la habéis observado”. (Hechos 7, 51-59). Hermanos cumplamos siempre la Ley de Dios, aunque todo el mundo diga lo contrario.