Padre Martínez m.C.R.

La Virgen María y Jesús abrazado* El gran problema, es la democracia moderna que ha desterrado a Dios de la vida pública y todo lo problemiza.

* Lo que Eva y Adán quisieron ser por vanidad y soberbia: “Seréis como dioses”. Dios lo concede, por la gracia santificante a todos sus hijos.

* Se dice que hemos de ser abiertos, aceptar todas las opiniones, seguir una política aperturista. Las puertas del infierno siempre están abiertas.

* Los niños entiende muy bien que Jesús tiene un corazón humano, por eso le dicen muchas veces: Jesús te quiero mucho, Jesús hasta mañana, si Tú quieres.

* Jóvenes y menos jóvenes, dicen que rechazan todas las leyes que no se dan a sí mismos. Son libertinos que, a sus instintos y perversiones, llaman libertades.

* Respetar todas las opiniones es absurdo. Debemos respetar la verdad, no la mentira como la “Memoria histórica, o el aborto provocado, el monogomio, etc.”.