Las apariciones marianas de Medjugorje son una serie de supuestas apariciones de la Virgen María que comenzaron el 24 de junio de 1981 en Medjugorje. Allí Nuestra Señora se habría aparecido a seis jóvenes croatas de Herzegovina diariamente, según tres de los videntes en una parroquia católica en el municipio de Čitluk en Bosnia-Herzegovina.

La primera de las apariciones

La historia de las apariciones de Nuestra Señora comenzó en Yugoslavia en aquellos tiempos que esta región estaba todavía bajo el régimen comunista ateo, y Medjugorje no era más que un grupo de unos pocos caseríos que vivían esencialmente del tabaco, de la viña y de la ganadería.

Todavía existe un desacuerdo en el relato de los primeros días del fenómeno. Según el Diccionario de las “apariciones” de la Virgen María (obra colectiva realizada bajo la dirección de René Laurentin y Patrick Sbalchiero.​

En la tarde del miércoles 24 de junio de 1981Ivanka Ivanković (nacida el 21 de junio de 1966) de quince años y Mirjana Dragičević (nacida el 18 de marzo de 1965), de dieciséis años, al ir por el camino que va de Bijakovici a Cilici, declararon haber divisado sobre el Monte Podbrdo una «silueta luminosa» cuando caminan al pie del Monte Podbrdo a las cuatro de la tarde, habrían vislumbrado una figura femenina en una pequeña nube. Asustadas, las dos chicas huyen y regresan al pueblo. Poco después, alrededor de las 18:30, deciden regresar a la colina acompañados por Vicka Ivanković (nacida el 3 de septiembre de 1964), la prima de Ivanka Ivanković. Las tres chicas habrían visto la figura femenina con un niño en sus brazos nuevamente y la habrían identificado inmediatamente con la Virgen María (La Gospa en idioma croata).

Al día siguiente el 25 de junio de 1981 las chicas volvieron a subir la colina acompañadas por Marja Pavlović, la prima de Mirjana DragičevićJakov Čolo (nacido el 6 de marzo de 1971) de 10 años y se encontraron con Ivan Dragičević (nacido el 25 de mayo de 1965) de 16 años que había ido por otro camino. El grupo de los seis videntes fue así definitivamente constituido, la Virgen Maria apareció nuevamente a todo el grupo y tuvo un breve diálogo con Ivanka Ivanković sobre su madre, que desapareció unos meses antes.​

El 26 de junio de 1981, el grupo vuelve a subir la colina y volvería a dialogar breve mente con la Virgen María (La Gospa en idioma croata) y ella invita a los videntes a rezar por la paz.

La noticia de las apariciones comenzó a extenderse, causando irritación por parte de la policía yugoslava. El 27 de junio de 1981, los niños son arrestados y sometidos a un examen psiquiátrico. Son declarados sanos y liberados. Al atardecer tendrían un nuevo diálogo con la Virgen María. En el lugar preciso de las apariciones, la gente del pueblo coloca una piedra marcada por una cruz blanca.

El 28 de junio de 1981 hay al menos diez mil personas que asisten a la aparición nocturna de la Virgen María.

El 29 de junio de 1981 la policía yugoslava recoge a los visionarios y los lleva al hospital psiquiátrico de Mostar para someterlos a pruebas. El informe confirma su cordura y son liberados por la noche; Regresaron al Monte Podbrdo y presenciaron una nueva aparición.

El 30 de junio de 1981, dos trabajadores del servicio secreto convencen a los muchachos de que se alejen de Medjugorje, mientras la policía cierra la colina . Por la noche, en el momento de la aparición, los visionarios están en un automóvil entre Ljubuški y Čitluk y ven a la Virgen María que viene a su encuentro en el camino.

El 1 de julio de 1981, la policía se lleva nuevamente a los visionarios. La aparición se lleva a cabo en la camioneta de la policía donde se encuentran prisioneros.

El 2 de julio de 1981 , para escapar de la policía, los muchachos se esconden en la rectoría de los franciscanos y aquí ven una nueva aparición de la Virgen .

A mediados de julio, la noticia de las supuestas apariciones aparece en un periódico católico en Zagreb , dando así relevancia internacional a los hechos. Incluso los primeros peregrinos del exterior comienzan a acercarse a Međugorje. Las autoridades yugoslavas nuevo ordenando el cierre del Monte Podbrdo, mientras que 12 de agosto de 1981 es arrestado Padre Jozo Zovko, jefe de la comunidad franciscana de Medjugorje, considerado por la policía el verdadero instigador de las apariciones. El Padre Jozo Zovko fue sentenciado a ocho años por el delito de “ataque a la seguridad y a la unidad de la patria”.

Mientras tanto, Međugorje empezó a ser visitado por un número cada vez mayor de personas, curiosos y peregrinos que afirman ver signos y figuras luminosas en el cielo . Diecisiete meses después de que comenzaron las visiones, el Padre Jozo Zovko es liberado y las autoridades deciden no obstruir el flujo de peregrinos o las actividades de los videntes.

Ahora bien, otras fuentes procedentes principalmente de los diecisiete interrogatorios de los videntes grabados los días 27, 28, 29 y 30 de junio de 1981, contradicen ciertos puntos. Así, Ivan Ivanković ha declarado el 18 de mayo de 1986 que él no había visto nunca a la Virgen:

“Cuando el padre Milán Mikulic […] preguntó a Ivan si había visto a la Gospa el 24 de junio de 1981, este último respondió: “¡Ya os dije ayer que no la había visto nunca!”.​

Asimismo, Ivan Dragičević no dijo en sus primeras declaraciones que había visto a la Virgen con un niño, sino simplemente que había visto una luz. Él ya no estaba presente el segundo día: “La primera tarde estaba con ellas. La segunda tarde, no.», y: «La segunda tarde, no fui», ya que estaba trabajando en los campos recogiendo hojas de tabaco”.​

Después de haber oído el relato, y con una actitud de entrada desconfiada, el padre Jozo Zovko, cura de la parroquia, creyó relativamente rápido en la autenticidad de estas apariciones. En el contexto político de la época, esta historia no fue tomada a la ligera por el poder comunista. El padre Jozo Zovko fue arrestado y condenado a tres años de prisión, siendo liberado año y medio después.

Comenzaron a llegar muy rápidamente peregrinos de todas partes del mundo. Hubo científicos (como el oncólogo francés Henri Feliz) y teólogos (como el Padre René Laurentin, especialista en mariología) que se interesaron en el fenómeno, y finalmente el poder político dejó de presionar tanto.​

La parroquia de Međugorje está a cargo de los franciscanos, una orden que históricamente ha tenido influencia en esta región (Herzegovina).

Lugares sucesivos de las apariciones

Del 24 al 29 de junio de 1981, las apariciones tuvieron lugar sobre el Monte Crnica.1011​ En lo sucesivo, el lugar de las apariciones será variable, teniendo lugar unas veces en la iglesia, otras en una habitación contigua a la sacristía, y finalmente a partir de marzo de 1985 en el presbiterio, habiendo prohibido el obispo de Mostar toda aparición en los lugares contiguos a la iglesia.11​ A partir de esta época, las apariciones pasaron a variar mucho de localización. Los videntes afirmaron tener a partir de ese momento apariciones individuales (cotidianas para algunos, mensuales o anuales para otros). Y estas apariciones se producirían en el lugar donde se encontraran los videntes.​

Los mensajes al mundo

A partir del 1 de marzo de 1984, los videntes comenzaron a difundir mensajes para la humanidad por parte de la Virgen María. De hecho, en esa fecha, la Virgen María se le apareció a la vidente Marija Pavlovic confiándole esta tarea a ella y a la parroquia de Medjugorje. Inicialmente, los mensajes se revelaron todos los jueves , luego comenzaron en 1987 cada 25 de cada mes. También se le confía un mensaje a la vidente Mirjana Dragičević a quien se le aparece la Virgen María el segundo día de cada mes.

Los mensajes de 1981 a 1983

René Laurentin recopiló una extensa colección de mensajes que habría dado la Gospa (Gospa significa “Nuestra Señora” en croata) entre 1981 y 1984. ​

Es sin embargo difícil todavía hacerse una idea precisa de su contenido exacto, pues los mensajes parecen haber sido objeto de cierta edición posterior a su registro. Además, desde el verano 1981 los videntes dicen tener apariciones personalizadas con mensajes diferentes, lo cual impide toda comparación.​ Ciertos comentadores advierten sin embargo de que el contenido de las revelaciones anteriores a 1984 revelaría aberraciones y errores doctrinales que ponen en duda su veracidad.​ Bouflet señalaba también que, repetidamente, la Virgen habría tomado partido a favor de los franciscanos de Medjugorje en la controversia que tuvieron estos con el obispo de Mostar, que es quien gobierna eclesiásticamente esa parroquia. Este hecho no se había producido nunca en una aparición reconocida por la iglesia, pero ha sido constatado en apariciones no reconocidas. Por ejemplo, el 16 de abril de 1982, Vicka escribió que la Virgen le había respondido lo siguiente:

“El Obispo, en ese asunto, no está actuando con Dios, ni actúa en la caridad, ni en el amor de Dios. Que Ivica e Ivan no se concentren en el obispo, ya que les está cargando con un gran peso para intentar librarse de ellos. Él ha comenzado por los más jóvenes, y sigue con su plan. Sé que para ellos es un duro golpe. (…) Lo que hace el obispo no está de acuerdo con la voluntad de Dios al actuar así con unos inocentes, vituperados sin tener ninguna falta. Eso Dios no lo permitiría (…)”.

Según Joachim Bouflet, el mensaje original de Medjugorje habría insistido en la reconciliación, lo que tendría un significado muy particular a tenor del hecho de que las apariciones iniciales tuvieron lugar cerca de un sitio en el que, durante la Segunda Guerra Mundial, varios centenares personas fueron masacradas por la Ustacha. Los franciscanos que se encargaron de la «gestión» del fenómeno habrían evadido de hecho este aspecto particular del mensaje para no tener que revisar la conducta de una parte de los miembros de su orden durante la Segunda Guerra Mundial.​

Contenido de los mensajes

Según los videntes en las supuestas apariciones, los fieles serían invitados a la conversión, la oración y la paz. El mensaje principal es la paz (en su sentido más amplio: con Dios, con los hombres y también internamente) y los videntes afirman que la Virgen Maria (La Gospa en idioma croata) les habría indicado que se puede alcanzar a través de cinco instrumentos (“las cinco piedras” en comparación con los guijarros elegidos por David , armado solo con tirachinas y bastón, para derribar a Goliat ):

  • la oración humilde y con el corazón, especialmente el Rosario todos los días.
  • El ayuno los miércoles y viernes a las personas que pueden hacerlo; para enfermos, ancianos o personas que no pueden hacerlo por razones de salud, ofrecen algo a Nuestra Señora en esos días.
  • Lectura diaria de la Biblia .
  • la Confesión al menos una vez al mes.
  • la Eucaristía, preferiblemente todos los días. Según los mensajes difundidos por los videntes, si se respetaran los cinco preceptos indicados anteriormente, la Virgen María habría prometido su intercesión y también favorecería la conversión personal. Según ellos, es preferible también dedicar un lugar en la casa, una especie de altar, a la Virgen María.

Los diez secretos

Entre 1984 y 1985 la Virgen María habría revelado a los videntes diez secretos que al igual que las de la Virgen de Fátima, contarían revelaciones sobre eventos futuros. El 25 de junio de 1985, la vidente Mirjana Dragičević afirmó haber recibido un pergamino de la Virgen María que contiene diez secretos. Este pergamino, según la vidente, estaría hecho de un material especial en el que todos leen algo diferente, con excepción de los tres videntes que leen los secretos allí. Hasta ahora, el pergamino solo ha sido visto por unos pocos familiares de Mirjana Dragičević.

Según los videntes, los diez secretos se darán a conocer al mundo entero tres días antes de que ocurran por el padre franciscano Petar Ljubičić, a quien Mirjana Dragičević informará diez días antes. Uno de los secretos será una señal permanente y visible en la colina de las apariciones.