Padre Martínez Cano, m.C.R.

Sagrado Corazón de Jesús - Solemnidad* Ya lo hemos leído muchas veces: “Queremos una Iglesia pobre y para los pobres”. Yo quiero la Iglesia Católica para pobres, ricos, tontos, sabios, altos, bajos… ¡No marginemos!

* Las democracias que se fundamentan en la soberanía del pueblo, son anticristianas. Toda autoridad viene de Dios. Y la sociedad debe organizarse con la Ley de Cristo y la Ley Natural.

* San Pedro dijo a Cornelio: “Está claro que Dios no hace distinciones; acepta al que le teme y practica la justicia, sea de la Nación que sea”. El Santo Temor de Dios es el de no ofender a Dios. ¡Antes morir que pecar!

 * Dios habla a la conciencia del hombre. Pero nunca Dios dirá que se puede asesinar a niños y niñas inocentes. Es la imaginación endemoniada la que arrastra a hombres y mujeres a cometer aberraciones y asesinatos.