Cuando oréis decid: “Padre, santificado sea tu nombre, venga tu reino, danos cada día nuestro pan del mañana, perdónanos nuestros pecados, porque también nosotros perdonamos a todo el que nos debe algo, y no nos dejes caer en la tentación.”

Padre Martínez m.C.R.

* “Yo muero pero mi obra, no morirá” (San Daniel Comboni).

* “El Señor guarda a los que lo aman, pero destruye a los malvados” (Salmo 144).

* “A los que yerran, tiéndasele una mano amiga pero no sea indulgente con el errar” (Pío XII).

* Hay una juventud perversa que quiere destruir al mundo que lucha contra los viejos. Otros jóvenes sanos ayudan a viejos y enfermos.

* “El feto no es nada para el derecho feminista al propio cuerpo. De él no se habla salvo como residuo, una aberración posmoderna” (Juan Fernando Segovia).

* Un misionero marchaba con su pequeño coche por una calle de la capital de una nación hispana. Le para un policía con el blog en la mano para denunciarle, pero no: “Ay padrecito no quiero tener problemas con Dios”. Y no le multó.